plan financiero: seguridad, comodidad, riqueza

Planes financieros: seguridad, comodidad, riqueza

Empezar tu viaje hacia la libertad financiera requiere que tomes dos acciones. Primero, debes decidir cuál será tu objetivo financiero general. Quieres seguridad? Comodidad? O quieres ser rico? La respuesta a esta pregunta es importante porque determinará en qué cuadrante te quedarás o tendrás que entrar y cómo vas a hacer dinero en ese cuadrante. Segundo, tienes que educarte financieramente para poder pensar como los ricos.

¿Seguridad, comodidad o riqueza?

Cuál es tu objetivo financieramente hablando? Quieres seguridad, comodidad o riqueza? Ten en cuenta que un objetivo es diferente que un deseo. Puedes desear ser rico, pero eso no quiere decir que hayas alguna vez dado un paso para convertir ese deseo en realidad. Si alguna vez has ganado suficiente dinero para poder guardar algo, seguramente lo invertiste pensando en la seguridad, ya que no te puedes imaginar siendo rico.

Se honesto contigo mismo. Si tuvieras que listar las tres opciones en orden de prioridad, como objetivos en lugar de deseos, seguramente pondrías la seguridad como primera prioridad, comodidad como segunda y ser rico como última prioridad. Probablemente quieres, como la mayoría de las personas, y si no es que ya lo tienes, un trabajo con un pago estable y con buenas prestaciones de salud y para el retiro. Después querrás una casa, un carro, y un dinero para extras como vacaciones. Después, por supuesto, te gustaría ser rico, pero eso sería algo que pasaría con algo de suerte.

plan financiero: seguridad, comodidad, riquezaMucha gente sueña con hacerse millonaria, pero no es su primera prioridad. Y esto es porque el esfuerzo y la incertidumbre los incomoda, y buscan refugio en metas más fáciles como seguridad y comodidad. La gente que hace de la seguridad y comodidad su primera y segunda prioridad frecuentemente están buscando una sola inversión, sin riesgo alguno, para hacerse ricos. Algunos logran hacerse ricos con una sola inversión, pero frecuentemente el dinero que logran hacer lo pierden.

Crea planes financieros para cada objetivo

Empieza creando una serie de planes financieros personalizados, uno para la seguridad, otro para la comodidad y otro para ser rico. Estos planes cuidadosamente creados te darán una clara idea de las posibilidades futuras. Puede que te motives para salir de la seguridad para alcanzar la comodidad, lo que expandirá tus horizontes, o incluso puede que quieras llegar a ser rico, lo que te dará horizontes ilimitados. Esto es lo que harás:

  • Crea un plan para seguridad financiera para el resto de tu vida. ¿Qué es lo que significa seguridad para ti personalmente? ¿La ausencia de noches sin dormir? ¿Estar de buen humor la mayoría del tiempo? ¿Qué necesitarás hacer para alcanzar tu visión de seguridad financiera? Si decidiste ser rico, este plan puede ser mecánico o aburrido. Cuando planeas para estar seguro, planeas para una vida de no suficiente.
  • Siguiente, crea un plan para comodidad financiera para el resto de tu vida. ¿Qué significa comodidad para ti? ¿Una casa grande y dos carros? ¿Una casa, otra de descanso y tres carros? ¿Qué debes hacer para alcanzar tu visión de comodidad financiera? Obviamente, este plan será más agresivo que el anterior. Y será también menos aburrido porque cuando planeas para una vida de suficiente, existen más opciones para ti. Tu reto será escoger.
  • Finalmente, crea un plan para ser rico el resto de tu vida. Este será tu plan más agresivo y más interesante, por ahora estás anticipando una vida de más que suficiente. Te encontrarás con muchas más opciones, más de las que piensas que existen. Como con el plan anterior, tu reto ser escoger dentro de un mundo de posibilidades. No querrás andar como un niño dentro una dulcería, distraído por tantas opciones que no escoge ninguna. Piensa este plan cuidadosa y detalladamente.

El objetivo de este ejercicio, es mostrar el mundo de posibilidades que tienes, más de las que puedas haber seleccionado, y que tienes que tomar decisiones sobre esas opciones. Muchas personas van de trabajo en trabajo o de negocio en negocio sin nunca alcanzar lo que quieren financieramente. Van por la vida sin un plan, y de repente su más preciado activo, tiempo, se les acaba. Esto no tiene porqué pasarte a ti.

Sobre el Autor Alfonso

No soy rico y no me he retirado aún, pero de una cosa estoy seguro, no quiero terminar mis últimos años con la necesidad de seguir trabajando o dependiendo de una pensión para sobrevivir. Para poder lograrlo primero tengo que cambiar mi forma de pensar y en consecuencia de actuar. De eso se trata este blog, y es lo que me gustaría compartir con uds. para que juntos emprendamos este viaje.

follow me on:
  • Frank Cuéllar dice:

    Excelente escrito, sabes que estoy muy interesado en generar mis planes financieros, he buscado en Internet algún método para hacerlos, alguna especie de manual y no he tenido éxito, que me puedes recomendar para seguir adelante con la generación de mis planes?
    Gracias por tu tiempo, saludos!

  • Hola Ricardo, bueno tengo 16 años de edad estoy muy interesado en el tema de la inversion, ya lei el libro secreto de la mente de un millonario, padre rico padre pobre y estoy leyendo guía para invertir. Bueno, me podrias dar o como empezar con los planes financieros? te dejo mi correo kikitocruz8@gmail.com

    • Alfonso dice:

      Que bueno que a tan temprana edad te empieces a preocupar por tu futuro financiero, ojalá yo hubiera hecho lo mismo a esa edad. Te recomiendo que empieces por definir qué es la seguridad, vivir con comodidad y ser rico para ti. Esto es muy personal y para cada persona significa diferente. Por ejemplo, para mi la seguridad significa tener un empleo bien pagado, con buenas prestaciones, que me permita brindar lo necesario a mi familia. Tener un seguro de gastos médicos, un seguro de vida y discapacidad por si me llegara a pasar algo. Tener un fondo para emergencias que cubra por los menos 6 meses de mis gastos por si me quedo sin empleo, etc. Para otras personas puede ser algo totalmente diferente. Lo mismo para ser rico, por ejemplo, para unos a lo mejor tener un millón de dólares en el banco es suficiente y para otros no. Una vez que tengas bien claro qué es qué para ti, podrás a empezar a elaborar un plan para adquirir lo que necesitas.

  • >