¿Conoces la historia que cuentan tus números?

Por Alfonso | Educación Financiera

Sep 13

Es tiempo de poner todos los números en papel. ¿Por qué? Porque para ser rico y alcanzar la libertad financiera necesitas enfrentar la realidad - cuánto tienes en tu cuenta del banco, cuánto debes en tu tarjeta de crédito, cuánto pagas mensualmente por la hipoteca de tu casa - y todo el detalle de tus gastos hasta cuánto pagas por tu goma de mascar favorita.

Si no puedes leer los números, entonces tendrás que tomar la opinión de alguien más. Tener visión financiera reduce el riesgo. Tener ceguera financiera incrementa el riesgo. La clase media batalla financieramente toda su vida porque no quieren entrar en el detalle de los números. Y es eso precisamente lo que los mantiene clase media, lo que los mantiene adquiriendo pasivos en lugar de activos.

Debes ser capaz de distinguir entre hechos financieros y opiniones financieras. Mientras más grande sea el proyecto y más rápido quieras triunfar, más preciso tendrás que ser. Si quieres hacerte rico lentamente - o trabajar toda tu vida y dejar que alguien más maneje tu dinero - entonces no tienes que ser tan preciso. Mientras más rápido te quieras hacer rico y alcanzar tu libertad financiera, más preciso deberás ser con los números.

Por lo anterior debes empezar a preocuparte por tus números y aprender a interpretarlos, porque de esta manera podrás tomar tus decisiones basadas en hechos y no en opiniones. La mayoría de la gente toma sus decisiones financieras basándose en opiniones y es por esa razón que fracasan. dineroCuántas veces no ocurre que una persona compra acciones de una compañía en la bolsa de valores porque alguien le dijo que un amigo está haciendo mucho dinero con esas acciones, o cuántas veces la gente se aventura a poner un "negocio" porque ve que a un conocido le está yendo bien en ese ramo.

Decide hoy enfrentar tu realidad y pon tus números en papel, consigue ayuda de un profesional para que te oriente en este proceso y te enseñe a leer tus números. Recuerda, los números cuentan tu historia financiera.

>